Juan Manuel Santos (Reuters)
El caso de corrupción que sacude a Brasil, conocido como Lava Jato, salpica ahora a un presidente de la región. Se trata de Juan Manuel Santos, quien habría recibido un millón de dólares de la empresa Odebrecht para su campaña presidencial en 2014.
Según consigna la revista Semana, el fiscal general Néstor Humberto Martínez indicó que, de los 4,6 millones de dólares que recibió en sobornos el ex senador Otto Bula, una parte habría sido desviada para la campaña del mandatario colombiano.
Ante estas acusaciones, el gerente de campaña de Santos, Roberto Prieto, será interrogado por la Fiscalía.
Martínez sostuvo que Otto Bula tramitó dos giros hacia Colombia. Ambos "fueron monetizados, en su momento, por la suma total de un millón de dólares, cuyo beneficiario final habría sido la gerencia de campaña 'Santos Presidente-2014'".
El ente investigador detalló que, de ese monto, un diez por ciento fue descontado en concepto de comisión y girado a terceros, que ya fueron identificados por la Fiscalía.
A partir de este hallazgo, la Fiscalía instruyó al Consejo Nacional Electoral para investigar estas acusaciones.
Estas revelaciones se dieron en el marco de la investigación de la Justicia colombiana por el pago de sobornos de la empresa brasileña a funcionarios del Gobierno a cambio de garantizar la entrega de millonarios contratos en Colombia entre los años 2009 y 2014.
Prieto, jefe de la campaña de Santos en ese momento, por su parte, hizo su descargo a través de un comunicado.
"No deja de ser sospechoso este intento de enlodar la campaña de 2014, al igual como se pretendió hacerlo con la de 2010, por un individuo investigado por la Justicia al incurrir presuntamente en conductas delictivas con el propósito de que la firma Odebrecht fuese beneficiada con contratos de infraestructura en el país", indicó el funcionario, quien aseguró no conocer a Bula.
"Es alguien a quien escasamente distingo y con quien nunca, pero nunca, he compartido siquiera un café".
Bula, detenido el pasado 14 de enero, está vinculado con los millonarios sobornos que se desviaron para los contratos para la construcción de la vía Ocaña-Gamarra, en la Ruta del Sol Tramo Dos.
En los últimos días, el ex senador entregó a las autoridades 14 nombres de funcionarios colombianos salpicados en la causa. Adelantó que hay ex ministros, altos funcionarios y ex funcionarios del Estado, políticos, abogados, ex miembros de campañas políticas, y personajes cercanos a la rama judicial.
INFOBAE