Tuesday, July 5, 2016

LA MASONERIA EN LA INDEPENDENCIA DE VENEZUELA



Gustavo Pardo
5 de julio, 2016
Hoy se conmemora el aniversario 205 de la independencia de la hermana Republica de Venezuela[i], oportunidad en la cual el pueblo venezolano se halla inmerso en un penoso panorama político, social y económico, que presagia un próximo desenlace; tal vez, una segunda Independencia, esta vez del Castro-Chavismo-Madurismo.
Este artículo tiene por objeto rememorar los acontecimientos que conllevaron al fin de la dominación española en el gran país que aun es Venezuela, a pesar de la invasión Castrista; y la intervención que tuvo, (y aun tiene) la Masonería en dichos acontecimientos.
Efectivamente, la Gran Logia de Londres, fundada en esa ciudad en 1717 bajo los principios del liberalismo clásico, había expandido por la Europa continental, la América del Norte y por Iberoamérica, una doctrina filosófico-social centrada en los principios la Libertad, Igualdad y Fraternidad.
El enfoque social que presentaba la Masonería Especulativa, imponía un al mundo de la época una nueva visión política, socio-económica y humana que implicaba la reconsideración de sus valores como individuo, ser social y religioso-espiritual. Uno de los prototipos que resulto cuestionado en primer lugar; y, posteriormente, rechazado, fue la unión del Poder Espiritual (la Iglesia) con el Temporal (el Trono).
El antes descrito cuestionamiento de ambos Poderes, trajo como resultado la excomunión papal de la masonería y la criminalización de la misma por parte de la monarquía española.
Como podemos observar, ello implicaba adentrarse en un sendero que muchos masones consideran vedado a la Institución: la política y la religión. “Algunos masones siempre han sostenido que se puede ejercer la política individualmente pero sin comprometer a la Fraternidad, lo cierto es que el fenómeno sociológico que ha sido la Masonería reviste características políticas innegables”[ii].
Justamente, las acciones seguidas por las Institución Masónica en Iberoamérica resulta el mejor mentís a tan absurda afirmación. Lo cierto es que los masones realmente conocedores del verdadero significado contenido tras las alegorías, rituales y catecismos masónicos, si pueden y deben involucrarse en la solución de la problemática político-ético-moral existente en su entorno socio-comunitario y/o en el país en el cual reside.
Exactamente, esa fue la postura adoptada por Francisco de Miranda al fundar la logia “La Gran Reunión Americana[iii]”, la cual fue la célula madre masónica que originó la Cadena Fraternal libertaria que logró extenderse por las distintas colonias iberoamericanas para aunar a los principales líderes civiles y militares que cooperaron a la libertad de Sur América.
Posteriormente, Miranda funda en Cádiz y Madrid filiales de los Caballeros Racionales. La primera filial de la logia se estableció en Cádiz (España) en el año 1811. Al trasladarse a Buenos Aires en el año 1812, se unen a la Sociedad Patriótica, la cual había sido creada por Mariano Moreno, con el mismo propósito de liberar a las colonias hispanas de la metrópolis española. En 1817 se funda una filial en Santiago de Chile.
Según el sitio web de la Gran Logia de Venezuela, “Los grandes inspiradores y actores de la emancipación venezolana fueron masones”, citando a patricios de la altura de: Bolívar, Miranda, Bello, Simón Rodríguez y Sucre”. (…) añadiendo, “de 15 Presidentes que tuvo Venezuela en el siglo pasado, 13 pertenecieron a la Masonería.
Todo lo antes expuesto, ha significado un evidente actuar de la Institución Masónica en Latinoamérica, en consonancia con sus principios filosófico-doctrinales; pero, cabe preguntarse, ¿Qué postura ha adoptado la Masonería Venezolana con respecto al actual estado de cosas en Venezuela? Veamos.
Según el blog Diario Masónico, a raíz del deceso de Hugo Chávez, la Gran Logia de la República de Venezuela emitió una declaración en la cual “considera que la desaparición del Chávez afecta en grado superlativo tanto al sentir nacional como al patriótico, comprometiendo al gentilicio venezolano a proyectar en forma positiva la visión futura y prosperidad sostenida de la nación venezolana”, remarcando también que el mandatario fallecido “compartió el criterio laico de la educación nacional[iv]”. Este documento emitido por los representantes de una Institución que se vanagloria de la actuación de la Masonería en la liberación de Venezuela, es muy fuerte.
Pero, además, una buena parte de las Grandes Obediencia Masónicas de Sur América, se manifestaron en igual sentido.
La crisis en la cual se halla envuelta la nación venezolana amerita formularse la pregunta: ¿Dónde ha quedado el legado de los patricios y libertadores masones de antaño? ¿Para la simple mención de un pasado glorioso?
La Masonería Venezolana de hoy, tiene la obligación de apoyar los esfuerzos que se realizan para alcanzar una segunda liberación; esta vez del Castro-Chavismo. Madurismo.
[i]  5 de Julio de 1811,
[ii] LA MASONES EN LA INDEPENDENCIA AMERICANA, http://losarquitectos.blogspot.com/2008/04/la-masones-en-la-independencia.html
[iii] Fundada en Londres en 1798, Sus miembros juraban con la mano derecha sobre el Ara de la Cámara la siguiente sentencia: “Nunca reconoceremos por gobierno legitimo de nuestra patria, sino aquel que sea elegido por la libre y espontánea voluntad del pueblo; y siendo el sistema republicano el mas adaptable al gobierno de las Américas, propondremos, por cuantos medios estén a nuestro alcance, a que los pueblos se decidan por él”.
[iv] Firmado por el Gran Maestro y el Gran Secretario. http://www.actualmasonica.com/2013/03/12/hugo-chavez-los-masones/

No comments:

Post a Comment