Monday, March 14, 2016

EN EL LIMBO LEY DE AMNISTÍA DE VENEZUELA


Expertos consultados explican que la Amnistía es un poder privativo de la Asamblea Nacional
 | 

asamblea nacional venezolana
Asamblea Nacional de Venezuela (foto tomada de internet)
Angélica Mora
NUEVA YORK, Estados Unidos.- Se hace urgente la aprobación de la Ley de Amnistía y Reconciliación Nacional que se encuentra en manos de la Asamblea Nacional venezolana.
Esta Ley, no solo busca en sus 45 artículos poner en libertad a los presos políticos y eximir de cargos a exiliados e inhabitados, sino también dirimir los casos de cientos de funcionarios públicos que fueron procesados bajo los gobiernos de Hugo Chávez y Nicolás Maduro.
La aprobación de la ley es vital, porque una vez en vigencia puede traer –como su mismo título lo implica– el principio de la reconciliación de los venezolanos.
Los presos políticos que se beneficiarán directamente serán el ex alcalde del municipio Chacao, del estado Miranda, Leopoldo López; el alcalde metropolitano de Caracas, Antonio Ledezma; el ex gobernador del  estado Zulia, Manuel Rosales y la suspendida jueza, María Lourdes Afiuni. Incluso se podría aclarar el caso de la ex diputada, María Corina Machado, sacada de su puesto arbitrariamente por el ex presidente de la Asamblea Nacional, Diosdado Cabello.
La emergencia económica que vive Venezuela y su urgente debate por parte del poder legislativo, ha retrasado seguir avanzando con rapidez en la Ley de Amnistía. Sin embargo, se hace perentorio aprobarla para dar la libertad a los presos políticos y estabilizar la nación.
Una vez aprobada la Ley, se podrían devolver los trabajos a los empleados despedidos por no votar a favor del chavismo, liberar a los detenidos durante las protestas registradas en 2014, y en las manifestaciones que generó la aprobación de la Ley Orgánica de la Educación en 2009, las que, por carambola, enfurecieron a Chávez y lo terminaron de motivar a no renovar la concesión a Radio Caracas Televisión.
Respecto a las posibilidades que tanto el Gobierno como el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) bloquen esta ley sería imposible, de acuerdo con la Constitución.
Expertos consultados explican que la Amnistía es un poder privativo de la Asamblea Nacional y su contenido no es jurídico, por lo tanto no puede ser objetado por la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia ni por el gobierno de Miraflores.
Mientras tanto, la agonía de los 144 presos políticos continúa, con el sufrimiento no solo de los privados de libertad, sino también de sus familias, que han esperado por largo tiempo la libertad de sus seres queridos, encerrados por el simple capricho y deseos de venganza de Hugo Chávez y Nicolás Maduro.

No comments:

Post a Comment