Saturday, November 22, 2014

PREOCUPA ESTADO DE SALUD DE DOCTOR CUBANO INFECTADO CON ÉBOLA, SEGUN MEDICOS DE GINEBRA


La salud del médico cubano con ébola es estable, pero preocupante

medicosuiza-ebola
Báez pudo bajar a pie del avión que le trasladó desde África, vestido con un traje de protección y de una máscara. Foto: AFP tomada de Cubadebate

 Texto: es-us.noticias.yahoo.com

Ginebra, 22 nov (EFE).- El estado del médico cubano Félix Báez Sarría, quien fue trasladado el jueves a Suiza desde Sierra Leona tras contraer el ébola, es estable aunque preocupante, informó hoy el Hospital Cantonal de Ginebra, donde está ingresado.
"Hoy su estado de salud se mantiene estable, pero es preocupante. El paciente se encuentra en una habitación especial situada en un sector aislado del resto del hospital", indicó el centro en un comunicado.
El tratamiento por el que ha optado el equipo médico que lo atiende se basa en el ZMapp, un fármaco que genera anticuerpos para luchar contra el virus del ébola.
De forma complementaria, se le administrará el antiviral favipiravir.
El jefe del Servicio de Cuidados Intensivos del hospital, Jerome Pugin, indicó ayer que, si su estado se agrava, se introduciría un tratamiento con suero sanguíneo obtenido de pacientes que han logrado superar el virus y han creado anticuerpos.
En un comunicado, el hospital insistió hoy en que está tomando todas las medidas para atender a este paciente y garantizar al tiempo "la seguridad del conjunto de pacientes y de profesionales" que trabajan en el centro.
Medios suizos publican hoy que los sanitarios cubanos desplegados a África Occidental para luchar contra el ébola firmaron, antes de partir de Cuba, un documento en el que aceptaban no ser repatriados a su país si se contagiaban y que, en caso de deceso, también renunciaban a ser enterrados en la isla.
Las autoridades cubanas y la Organización Mundial de la Salud (OMS) no han confirmado este extremo.
Un portavoz de la OMS en Ginebra dijo hoy a Efe que han mantenido conversaciones con varios gobiernos y la Unión Europea (UE) para que ayuden a la evacuación de personal internacional en los países afectados por el ébola.
Cuando se confirmó el contagio del doctor Báez, la OMS contactó con varios gobiernos para ver cuál podía recibirlo y Suiza fue el primer país que se ofreció, según confirmaron las autoridades de salud helvéticas.
El Gobierno suizo entró en seguida en contacto con el Hospital de Ginebra para pedirle que recibiera al paciente.
La dirección aceptó en vista de que llevaba tres meses entrenando a colaboradores en el tratamiento de paciente con ébola y que contaba con un espacio habilitado para este fin, según dijeron a Efe fuentes del hospital.
Félix Báez Sarría formaba parte de la primera brigada de 165 profesionales sanitarios que fue enviada a principios de octubre desde Cuba a África Occidental, concretamente a Sierra Leona, para luchar contra la epidemia del ébola.
La epidemia de ébola en Sierra Leona, Liberia y Guinea Conakry ha causado la infección de 15.351 personas, de las que 5.459 han muerto.
La situación en Mali, país fronterizo con Guinea, preocupa a los expertos pues allí se han detectado siete casos, todos fallecidos. EFE
--
VERSIÓN DE LA PRENSA CUBANA

El médico cubano con Ébola está estable y sin dolores agudos, afirman autoridades sanitarias de Suiza


El médico cubano con bola está estable y sin dolores agudos. Foto: EFE
El médico cubano con ébola está estable y sin dolores agudos. Foto: EFE
cubadebate
El médico cubano con ébola que fue trasladado desde Sierra Leona a Suiza se encuentra estable, no sufre dolores agudos y presenta un cuadro similar al de una fuerte gripe, dijeron hoy los responsables del Hospital Cantonal de Ginebra.
Los doctores encargados de su atención revelaron además que el doctor Félix Báez Sarría, de 43 años, ha empezado a recibir como tratamiento principal el fármaco Zmapp, de tipo experimental y que ha dado resultados alentadores.
El médico en jefe del Servicio de Cuidados Intensivos del hospital, Jerome Pugin, comunicó hoy a los periodistas que se planean incorporar a su tratamiento el antiviral de amplio espectro favipiravir.
El Zmapp, desarrollado en Canadá, fue administrado en los últimos meses a otros pacientes extranjeros que se contaminaron de ébola en África Occidental.
“En animales se ha mostrado extremadamente eficaz, sobrevivieron y mostraron una buena evolución”, explicó Pugin.
El mismo fármaco se utilizó con los primeros cooperantes extranjeros, de nacionalidad estadounidense, que se infectaron con ébola en Liberia, quienes se recuperaron, así como con un misionero español que falleció, Miguel Pajares.
Las escasas muestras de este medicamento se agotaron, aunque las autoridades suizas indicaron que cuentan con una reserva que les permitirá “en todo caso tratar a este paciente”.
En caso de que el estado del enfermo empeore, se prevé introducir el tratamiento con suero sanguíneo, obtenido de pacientes que han logrado superar la enfermedad, explicó Pugin.
Sobre el estado de Báez, el médico precisó que no sufre de dolores fuertes, sino de síntomas como los asociados a una severa gripe, como fiebre, escalofríos, así como molestias gastrointestinales y respiratorios, “que no son graves por el momento”.
En conferencia de prensa, el director del Hospital de Ginebra, Bertrand Levrat, precisó que la decisión de acoger al médico cubano no fue de este establecimiento, sino de la Oficina Federal de Salud Pública de Suiza.
Dijo que eventualmente, y en caso de que la OMS lo requiera, se podría acoger a otros enfermos de ébola, pero aclaró que “nuestra capacidad es limitada” y que éstos se contarían “con los dedos de una mano”.
El responsable del hospital dijo que, para recibir a estos pacientes, se requiere de una adaptación especial y poner a disposición espacios y recursos humanos significativos.
Nueve enfermeras atienden directamente a Báez las 24 horas del día y también hay tres médicos que se ocupan de él “en permanencia”, aunque en total hay “decenas de personas” de distintas disciplinas que se dedican a su caso, todos ellos voluntarios.
Levrat garantizó que el hospital está aplicando las máximas medidas de seguridad, el conjunto de protocolos aplicables a casos como éste y que “nadie se expone, ni el personal sanitario ni la población”.
Los responsables médicos indicaron que la OMS ha asumido los costes de la atención de Báez, quien les autorizó a informar a la prensa sobre su estado.
Se desconoce qué situación concreta provocó el contagio del médico en Sierra Leona, donde formaba parte de la primera brigada -de 165 profesionales sanitarios- enviada desde Cuba a principios de octubre a África Occidental, concretamente a Sierra Leona, para luchar contra la epidemia del ébola.
Otras dos brigadas siguieron semanas después con un total de 83 sanitarios cubanos desplegados a Liberia y Guinea Conakry.
Báez pudo bajar a pie del avión que le trasladó desde África, vestido con un traje de protección y de una máscara, y la ambulancia en la que fue llevado al Hospital de Ginebra fue escoltada por la policía, un hecho poco común en Suiza.
A su llegada al centro fue ingresado en una habitación especial prevista para este fin en un sector aislado del hospital.
Un equipo entrenado especialmente para este tipo de atención se ocupó de él después de haberse colocado el equipo de protección recomendado.
Tras recibir los cuidados necesarios, el doctor Báez pudo dormir y hoy conversó con los responsables de su atención, quienes dijeron que el testimonio que les dio sobre la situación en Sierra Leona fue “desgarrador”.
El médico pudo hablar también por teléfono con su familia en Cuba, un momento que fue descrito como de “extrema emoción”.

No comments:

Post a Comment