Friday, August 22, 2014

EL PAIS MÁS INSEGURO

Venezuela destaca como el país con los mayores niveles de percepción de inseguridad personal del mundo, según índice de la encuestadora estadounidense Gallup basado en la confianza en la policía, las denuncias de robo y la percepción individual de seguridad de los ciudadanos en más de 150 países
ANTONIO MARIA DELGADO/ EL NUEVO HERALD
Tal Cual


El exponencial crecimiento del delito en los últimos años ha convertido a Venezuela en el país con los mayores niveles de percepción de inseguridad personal del mundo, según un índice de la encuestadora estadounidense Gallup basado en la confianza en la policía, las denuncias de robo y la percepción individual de seguridad de los ciudadanos en más de 150 países.
El informe, dado a conocer esta semana, también muestra que América Latina y el Caribe es la región en el mundo con el más bajo índice de percepción de seguridad (con una lectura de 56 en una escala del 1 al 100), seguida por Africa subsahariana (59), las repúblicas de la antigua Unión Soviética (62) y Oriente Medio y el norte de Africa (65).
Ocho de los diez países con las más altas tasas de homicidios del mundo están ubicados en América Latina y el Caribe, con la región registrando el 36 por ciento de todos los homicidios registrados en el mundo en el 2012, dijo Gallup citando datos reportados en un informe de las Naciones Unidas.
“Es más, América han superado a Africa –donde los índices son solo ligeramente más altos– como la región con el mayor número de asesinatos, debido principalmente al crecimiento del crimen organizado”, declara el informe de Gallup.
Y en América Latina, es Venezuela el país que registra la lectura más baja en percepción de seguridad. “La lectura de Venezuela de 41 en el índice es la peor, no solo en la región, sino del mundo. En el 2013, sólo 19 por ciento de los venezolanos adultos dijeron que se sentían seguros caminando solos por las calles de las zonas de las ciudades en las que viven”, declaró el informe.
“Adicionalmente, sólo el 26 por ciento de los venezolanos expresaron confianza en la policía local y el 22 por ciento reportó que les habían robado dinero a ellos o a alguien en su hogar en los últimos 12 meses”, agregó.
Según el informe, la crisis política por la que atraviesa el país ha contribuido al incremento de la tasa de homicidios. En el 2012, Venezuela registró el mayor número de homicidios en el mundo, después de Honduras, con una tasa de 53.7 por cada 100,000 habitantes. Pero esas lecturas están basadas en cifras oficiales consideradas como exageradamente bajas por organizaciones no gubernamentales dedicadas a estudiar el tema de inseguridad en Venezuela.
“Nosotros creemos que en realidad son más. Nuestras estimaciones, y los datos que tenemos, e incluso basados en la propia información oficial, nos dan que Venezuela tiene una tasa de 67 homicidios por cada 100,000 habitantes”, declaró recientemente Roberto Briceño León, director del Observatorio Venezolano de la Violencia, con sede en Caracas.
Pero incluso si sólo se toman los números del gobierno, la tasa de más de 50 asesinatos por cada 100,000 habitantes es más del doble de la registrada en Brasil y tres veces mayor que la de México.
Según Briceño, la percepción de inseguridad es una reacción totalmente sensata ante la espiral de violencia que se ha apoderado de Venezuela, país que en 13 años ha visto 160,000 asesinatos, casi el triple del total de bajas sufridas por el Ejército estadounidense durante la guerra de Vietnam.
Después de Venezuela, Bolivia es el país latinoamericano con la lectura más baja en la percepción de seguridad de Gallup, con 47 puntos. A Bolivia luego le siguen Perú, Paraguay y República Dominicana, con 48, 52 y 53, respectivamente. Los países latinoamericanos con las más altas lecturas son Nicaragua, Panamá y Chile. Los primeros dos de ellos empatados con 67, y el tercero registrando 66.
Ecuador fue el país que registró el mayor avance, ya que subió desde 49 que registró en el 2012 a 63, luego de que mejoraran considerablemente los tres indicadores clave del índice: el número de robos, la percepción de seguridad y la confianza en la policía.
El presidente ecuatoriano, Rafael Correa, ha atribuido esa mejora al éxito de su gobierno en luchar contra el crimen, un mayor control sobre las armas, una mayor independencia del poder judicial y a campañas que refuerzan los esfuerzos policiales para arrestar a los criminales más peligrosos, reportó el informe.

No comments:

Post a Comment