Monday, July 26, 2010

SOMBRAS DEL 26 DE JULIO

Fidel Castro Y Chávez

Angélica Mora

Nueva York

Apuntes de una Periodista

Los dos soportes, el psicológico de Fidel Castro y el económico de Hugo Chávez, no estuvieron presentes en las ceremonias de recordación en Cuba del 26 de julio .

El Dictador Suplente se vio muy solo, presidiendo la ceremonia del aniversario sin Fidel ni Chávez.
Pudiera esto ser una señal de lo vacía que está la Revolución sin estos dos elementos representativos que sostienen, por un lado la poca emoción que le va quedando al pueblo de Cuba por sus líderes del pasado y por otra la precaria ayuda monetaria que le podría entrar, a partir de ahora, al régimen de La Habana desde Venezuela.

Era la fecha en que todo comenzó, quizás para señalar emblemáticamente con las ausencias, que también todo terminó.

La asomada a la escena nacional de Fidel Castro los otros días, casi garantizaba la presencia del otrora Máximo Líder a la fecha de la principal efeméride de la Revolución cubana.
Hoy su ausencia es comentada en toda la Isla y en el resto del mundo, creando una serie de interrogantes.
¿Por qué no apareció públicamente este 26 de julio, aunque fuera sentado en una silla, si lo había hecho en otras 7 diferentes ocasiones?
Recaída en la enfermedad es lo que la mayoría cree que fue lo que impidió su presencia en el podio junto a su hermano, a quien le entregó el poder hace más de dos años por una grave enfermedad.
Su primera caída fue justamente en la ciudad de Santa Clara hace 6 años y partir de esa fecha comenzó a verse su deterioro físico.

En cuanto a Chávez, todos saben los graves problemas por los que está pasando de cara a su propio destino, que no es merma en la salud sino el desgaste y exposición de sus propias debilidades, que debieron ser tomadas en cuenta antes de que los venezolanos lo escogieran como presidente de Venezuela.

En Cuba, celebrar año tras año una derrota -como lo fue el fallido intento del asalto al Cuartel Moncada- demuestra el otro error de un pueblo de mantener en el poder a uno de los protagonistas, que no ha hecho nada por mejorar la situación del país y por el contrario, le ha quitado una a una las libertades, incluso la de escoger libremente a los líderes que lo gobiernen.

Los símbolos de la ceremonia de hoy, Fidel Castro y Hugo Chávez, indican lo que será el futuro inmediato de Cuba sin palabras. Sus ausencias lo están diciendo todo.

No comments:

Post a Comment