Wednesday, June 30, 2010

DESTITUYE RAÚL CASTRO A SU MINISTRO DE INDUSTRIA

tortuga-gigante
AFP
El mandatario de Cuba, Raúl Castro, destituyó el martes al ministro de Industria Ligera, José Hernández, un nuevo cambio en su gobierno, que impulsa una ofensiva por la sustitución de importaciones cuando el país atraviesa una crisis económica, según una nota oficial.

Hernández, un técnico de Planificación de 59 años, quien se desempeñaba en el cargo desde mayo de 2006, será sustituido por la economista Damar Maceo, de 47 años, precisó el texto.

A Hernández "se le asignaran otras tareas'', subrayó el comunicado, leído en el noticiero de la televisión local, sin que se precisaran las causas de la destitución.

Maceo, de 47 años, hizo carrera en el ministerio de Comercio Interior, hasta llegar a viceministra primera, cargo que ocupaba hasta ahora, de acuerdo con la nota.

El Ministerio de la Industria Ligera es una cartera que se ocupa de la fabricación de ropa, zapatos, muebles y otros artículos.

Desde febrero de 2008, cuando asumió formalmente la presidencia de Cuba en lugar de su hermano y líder de la revolución Fidel Castro, Raúl Castro emprendió una serie de ajustes en el Gabinete y el Consejo de Estado (Ejecutivo).

Los cambios van desde la sonada destitución del vicepresidente Carlos Lage y el canciller Felipe Pérez Roque, acusados de "indignos'' y de "ambiciones'' de poder, hasta recientes movimientos por deficiencias en las gestiones.

Los más recientes cambios ocurrieron en las carteras de Transporte, Industria Azucarera y en Agricultura, el sector más estratégico en la política económica del presidente.

Cuba, con 11,2 millones de habitantes y una economía controlada en 90% por el Estado, importa alimentos por entre 1.500 y 2.000 millones de dólares, que representan 80% de lo que consume el país.

ACTUALIZACIÓN

PREPARENSE, HOY VOTAN EN EL CONGRESO DE LOS ESTADOS UNIDOS SOBRE LOS VIAJES A CUBA

El Comité de Agricultura de la Cámara de Representantes prepara para el miércoles un voto clave sobre la ampliación de los viajes y ventas agrícolas a Cuba, lo que supondría un primer paso hacia la flexibilización del embargo a la isla.

Esta medida, patrocinada por el presidente del Comité, Collin Peterson, ha vuelto a enfrentar a grupos a favor y en contra de la flexibilización del embargo a Cuba que EEUU mantiene desde 1962 como medida de presión hacia un cambio democrático en el país.

La medida, presentada el pasado 23 de febrero, cuenta con el respaldo de 56 congresistas, entre ellos los republicanos Jerry Moran (Kansas), Jeff Flake (Arizona) y Jo Ann Emerson (Missouri).

El lunes, Bruce Josten, vicepresidente ejecutivo de la Cámara de Comercio de EEUU, envió una carta a Peterson y al republicano de mayor rango en ese Comité, Frank Lucas, en la que expresó su apoyo a la medida y enfatizó que, antes del embargo, EEUU conformaba cerca del 70 por ciento del comercio internacional de Cuba.

``El permitir los viajes de los estadounidenses a Cuba y la expansión de las operaciones de exportaciones ya legales es un primer paso importante para reformar la política de EEUU hacia Cuba'', dijo Josten, al señalar que el embargo sólo ha servido para que el régimen responsabilice a EEUU de su mala gestión económica.

Josten señaló además que, según un informe reciente de la Universidad Texas A&M, si esta medida se aprobase, Estados Unidos registraría ventas agrícolas adicionales de hasta $365 millones, lo que podría suponer la creación de 6,000 nuevos empleos.

No comments:

Post a Comment